Publicado: Sáb, May 26, 2018
Espectáculos | Por Manuelo Venegas

Un regalo para los fans de Star Wars — Han Solo

Un regalo para los fans de Star Wars — Han Solo

Ahora toca el turno de conocer la historia de Han Solo, el vaquero intergaláctico que con su gracia y rebeldía conquistó al público desde la trilogía original con la interpretación de Harrison Ford. También su primer encuentro con Halcón Milenario, gracias al famoso apostador Lando Calrissian, que más adelante será su aliado en el Episodio IV.

Pero más allá de ser una historia sobre el pasado, para Alden Ehrenreich esta entrega permite conocer su formación sin perder su gracia y estilo. No es solo una historia sobre sus orígenes.

Género: ciencia ficción.EE UU, 2018.

Con esta ya son cuatro las cintas de Star Wars producidas bajo el mando de Disney, un experimento que ha dado mucho dinero, pero muy poco cine.

El excantante de Ráfaga chocó y cayó a un precipicio
A pesar de volcar y que la camioneta cayera en un precipicio, los ocupantes tuvieron sólo heridas leves. "¡Estamos todos bien! Gracias Dios, un milagro".

Fue una carrera apretada para determinar la favorita en todo el mundo, pero con 14 de los 60 países obsesionados con ella, oficialmente declaramos Rogue One: A Star Wars Story como la película ganadora.

De modo que abordemos la película que es, y no la que hubiera podido ser, y desprendámonos de los prejuicios en torno a la aureola de un personaje fascinante, porque el trabajo de Alden Ehrenreich, sonrisa carismática, gesto burlón, heredero de Harrison Ford, quizá sea lo mejor de la función, Eso sí, de una función desteñida, en tiempos de ausencia de riesgo, y de errónea concepción artística en relación con su tono narrativo. Fue increíble, dijo: "si alguien pregunta, diles que te dije algo que debes saber y que no puedes decir nada, lo cual es bueno".

Pero Ehrenreichm decidió hacer un Han Solo diferente, aunque sin perder su esencia.

Llegada cierta edad, uno intenta volver a habitar los universos en los que fue feliz, o en los que piensa que fue feliz, fórmula de la cual están sacando particular partido los estudios, aprovechando el síndrome de Peter Pan que afecta a toda una generación (a mi generación). "Para hacerlo volví a ver las películas originales con la intención de alejarlo lo más posible e interpretarlo como hubiese sido en ese momento", explica.

Me gusta esto: